Ejemplo de adverbios

Se tratan de la parte de la oración que jamás varia, esto se debe a que no disponen de números, accidentes o de género. Son empleados para precisar, ampliar y también para modificar el significado que algo en forma verbal, puede ser de una oración completa o de un adjetivo. Los ejemplos de adverbios son sencillos de identificar, facilitando su aprendizaje y posteriormente utilización.

Tipos de adverbios

A pesar de que no poseen ciertas características importantes de distinción, existen varios tipos de adverbios, que son los siguientes:

Argumentales

Tienen la particularidad de encontrarse justo en el predicado de la oración

Casuales o de causa

Son los que se encargan de darle explicación a las causas de algún suceso ocurrido dentro de las oraciones

De afirmación

Se encargan de reforzar o suavizar una aseveración, como lo son las palabras, exactas, obvio, cierto o claro

De cantidad o grado

Estos reflejan o modifican las cantidades o grados de algo específico

De dudas

Estos siempre expresan una incertidumbre o duda dentro de las situaciones en la oración

De modo

Aclaran lo que es dicho en la oración sobre algo o alguien en particular

De negación

Con estos se pueden negar todas las declaraciones dichas en la oración

De tiempo

Son los que modifican el tiempo transcurrido en las frases u oraciones

De lugar

Pueden servir para aclarar una dirección, ubicación o un lugar

Ejemplos de adverbios

  • Abajo del árbol
  • Allá en la montaña
  • Ayer durante la fiesta
  • Me encontré con ella casualmente
  • El día nos duró muy poco
  • Efectivamente mi padre tenía razón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *